REPORTE INFORMATIVO: La familia de Alfonso Limón, Jr. llegó a un acuerdo con el Departamento de Policía de Oxnard, pero la lucha continua hasta lograr justicia

ESPFotor061120111522

El día de hoy, la familia Limón ofreció una conferencia de prensa para anunciar que recibirán $6.7 millones del Departamento de Policía de Oxnard por haber ejecutado a su hijo Alfonso Limón el 13 de octubre de 2012. La familia de Robert Ramírez, quien también sufrió un homicidio a manos del mismo Departamento, y el Colectivo Todo Poder al Pueblo, estuvieron presentes para apoyar a la familia Limón.10172860_1507480726138247_3006417029492353333_n

La familia Limón y el equipo de abogados explicaron que Alfonso Limón (de 21 años de edad) fue asesinado brutalmente por policías de Oxnard. Después de salir a correr con su hermano Gerardo en su barrio de La Colonia, Alfonso se encontró entre Oficiales de Oxnard y dos sospechosos. Al escuchar disparos, se tiró inmediatamente al suelo y trató de buscar refugio en unos arbustos. Desarmado y boca bajo, no presentaba ninguna amenaza para los oficiales, quienes estaban excesivamente armados y vestidos con chalecos anti-balas. En ningún momento se le pidió que se mantuviera quieto o que se tirara al suelo, y en ningún momento fue cuestionado para comprobar su identidad o determinar si él era uno de los sospechosos. Sin embargo, nueve policías acribillaron su cuerpo con balazos, disparándole entre 16-20 veces con pistolas y rifles. Alfonso Limón fue negada la oportunidad de hablar. Este crimen un ejemplo de la conducta comúnmente vista por policías: “primero dispara, después preguntas.”

550805_378137248935179_1611391918_n

VIDEO: la ejecución de Alfonso Limón, Jr.

Dos años más tarde, el Departamento de Policía de Oxnard admite que cometieron un error. Con esta compensación monetaria están admitiendo que fueron incapaces de controlar la situación y han sugerido que la culpa era de José Zepeda quien también fue asesinado esa noche. Cabe mencionar que Zepeda y su amigo, que lo acompañaba esa noche, tampoco tuvieron la oportunidad de explicar su versión de los hechos.

Después de dos años de dolor,  la familia Limón sigue sobrellevado esta pena mientras que los nueve oficiales involucrados en el tiroteo fueron puestos en ausencia administrativa (vacaciones pagadas) y recibieron un ligero re-entrenamiento antes de volver a seguir patrullando las calles del mismo barrio que aterrorizaron. Uno de ellos, el policía de tránsito Ernie Orozco, decidió jubilarse temprano y ahora se encuentra disfrutando tranquilamente con su pensión generosa. Otro oficial, Pedro Rodríguez (quien también fue implicado en el homicidio de Robert Ramírez), ahora es el oficial de recursos en Pacifica High School en Oxnard.

Además de pagar $6.7 millones, el Departamento de Policía de Oxnard ahora también debe cumplir con condiciones no monetarias establecidas en el acuerdo. Los policías deberán llevar cámaras en sus uniformes que registrarán sus interacciones con los residentes. Aunque esto aun se está discutiendo con el poderoso sindicato de los policías, que sin duda hará todo lo posible para atrasar, complicar, o detener esta condición.1425744_481086425340360_396323732_n

La Ciudad de Oxnard también ha declarado que el 13 de octubre será reconocido (por lo menos por los próximos cinco años) en memoria de Alfonso Limón como el “Día de lucha contra la violencia”. Sin embargo, el Colectivo Todo Poder al Pueblo cuestiona las intenciones de los oficiales de la ciudad y reconoce que estos acontecimientos tienen el propósito de distraer a la comunidad de los verdaderos criminales violentos, el Departamento de Policía de Oxnard, quienes son los que han atacado a nuestra comunidad

Una placa en memoria de Alfonso Limón se instalará en el lugar del asesinato. Esto debe servir como un recordatorio permanente de que el Departamento de Policía de Oxnard es libre de matar a jóvenes inocentes sin verdaderas consecuencias, ya que los mismos policías que mataron a Limón, Ramírez, y Mahoney siguen libres, sin repercusiones, y patrullando.

El oficial superior John Brisslinger fue el policía de más alto rango la noche que Limón fue asesinado y también el agente encubierto a cargo de seguir a las familias durante la Marcha por la Justicia de la Comunidad, que se llevó acabo el 12 de octubre de 2013 para honrar a las victimas asesinadas por la Policía de Oxnard. Esto ha sido parte de un intento de perseguir a los organizadores y miembros de la comunidad, como Francisco Romero, quien recibió 5 infracciones falsas por cruzar la calle imprudentemente. Es altamente probable que Brisslinger no fue el único policía asesino que estaba vigilando durante la marcha. El mensaje que esto envía es que el jefe de policías quiere que nuestra comunidad se mantenga en silencio, mientras que los oficiales que matan a residentes inocentes simplemente están por encima de la ley.

Fueron necesarios dos años para que la familia pudiera llegar a este acuerdo. Sin embargo, ninguna cantidad de disculpas por el Jefe de policía y ninguna cantidad de dinero puede devolverles a su hijo, su hermano, su tío, y su amigo amado Alfonso Limón. Es por eso que la familia enfatizó que sigue luchando por la justicia, no sólo por su hijo pero por toda su comunidad, ya que no hay justicia sin lograr que los policías asesinos rindan cuentas.

No hay sustituto para la transparencia y la supervisión de las prácticas de la policía, y que actualmente se ocultan del público a través de las protecciones internas de policías abusivos. Para llegar a la raíz de la negligencia de la Policía de Oxnard, necesitamos una delegación de revisión civil independiente, controlada democráticamente y con el poder de investigar denuncias, contratar, despedir, e imponer medidas disciplinarias. El Colectivo Todo Poder al Pueblo seguirá luchando junto con otros residentes para asegurar que esto se haga realidad. ¡Sin justicia no hay paz!

Descansen en poder Alfonso Limón, Robert Ramírez, Michael Mahoney, José Zepeda, y todos los mártires de la comunidad – ¡Aquí estamos y no nos vamos – Aquí estamos y a seguir luchando – la única comunidad segura es la comunidad organizada!

Fotor0611180222

* Los oficiales implicados en el asesinato de Alfonso Limón, Jr. LINEA SUPERIOR: Oficial Superior John Brisslinger, Oficial Jess Aragón, Oficial Don Ehrhardt, y oficiales Pedro Rodríguez y (ninguna imagen) Matthew Ross (ambos implicados en el homicidio de Robert Ramírez). LINEA INFERIOR: Oficial Rocky Márquez, Oficial Zack Stiles (también responsable de la muerte a tiros de Timoteo Chacón), Oficial Ryan Lockner, Oficial (jubilado) Ernie Orozco

 

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s