Una carta abierta a Das Williams

 

25 de Julio, 2012

Asambleísta Williams,

En un correo electrónico a nuestro colectivo (enviado el 17 de julio) afirma que usted “piensa” que nuestro objetivo principal, al exigir su voto para AB 1081 – la Ley Trust Act de CA, “es declarar victoria y conseguir publicidad para nuestro colectivo.” También proclama que nuestro comunicado de prensa indica que no queremos un diálogo.

Por favor no nos malinterprete, nuestra única prioridad es llegar a soluciones positivas para nuestra comunidad. Nuestra postura está clara e irrefutable: exigimos un fin a los abusos que se están produciendo como consecuencia al programa Comunidades Seguras (S-Comm) y la colaboración Policía-Migra. Cualquier diálogo que no nos acerque a estos objetivos es un desperdicio de nuestro tiempo. Nos enfrentamos a usted como un legislador serio, un miembro de la Asamblea Estatal, y un representante elegido que finalmente es responsable ante la opinión pública. Como tal, tenemos la expectativa básica de que tome en cuenta lo siguiente:

En los últimos años hemos sido testigos de que los agentes de policía en todo el país están obligados por el gobierno federal a comportarse como representantes de Inmigración y Aduanas (DHS-ICE) por el programa S-Comm. En ausencia de una reforma política de inmigración a nivel nacional, S-Comm ha resultado desastroso para las comunidades de personas indocumentadas, al igual que ha saturado nuestros barrios con angustia y terror. Policías ventajistas cuentan con una licencia libre para detener a residentes indocumentados usando pretextos erróneos y con pleno conocimiento de que órdenes de detención por ICE (“detainers”) posteriormente llevarán a su deportación. Consecuentemente, 72,000 californianos han sido deportados como resultado de este programa mal concebido.

Desde la introducción de S-Comm, se le ha prohibido a recintos y condados en todo el país  que opinen acerca de la administración de este programa. Las protestas de los departamentos policiales y los organismos legislativos contribuyen al testimonio en contra de S-Comm, y exponen que se ha dañado la confianza del público al lograr que personas indocumentadas eviten todo contacto con la ley. Como reconoció públicamente el ex-jefe de policía de Los Ángeles, William Bratton, “una persona que denuncia un crimen no debería temer ser deportada, pero este temor es real y palpable para muchos de nuestros vecinos inmigrantes.” Incluso, víctimas de casos de violencia doméstica y testigos de crímenes han sido sometidos a un proceso de deportación como resultado de la aplicación ciega de S-Comm.

En una entrevista con KEYT usted declaró: No siento que deba votar a favor de una ley que impida la participación de California en el programa de Comunidades Seguras (S-Comm),” implicando que S-Comm es un medio eficaz para la eliminación de los delincuentes de las calles de California. En posteriores mensajes por correo electrónico usted también afirma que la Ley Trust Act de CA podría “impedir que agentes de la Ley detengan a alguien mediante un ‘hold’ y por lo tanto deportar a criminales acusados.​”

La palabra clave aquí es “acusado.” Toda persona tiene derecho a un juicio y personas indocumentadas no son la excepción. Los procedimientos penales son un no-factor en la ecuación de Comunidades Seguras, ya que el derecho a ser presunto inocente no existe cuando los presuntos delincuentes son entregados a las autoridades de inmigración antes de ser representados ante la corte. En esencia, su argumento le da la razón al acusador y equivale el acusado con el condenado. Residentes indocumentados mantienen el derecho al debido proceso de la ley—que nos asegura la enmienda 5 de la Constitución de los EE.UU.—y no deben ser sometidos a un criterio jurídico distinto en el cual los derechos y las protecciones constitucionales no existan.

En una carta reciente también afirma que “hay aspectos del proyecto de ley que yo apoyo,” pero que “hay otros que me preocupan – impediría que agentes de la ley detengan a un criminal que pueda pagar la fianza, sea liberado, posiblemente regresar a la comunidad para aventar más daño a las victimas [sic].”

Sin embargo, la Sección 7282.5 de AB 1081 establece lo siguiente:

Un individuo no puede ser detenido por un oficial de la ley a base de un “hold” de inmigración si es elegible para ser liberado de custodia, a menos de que en el momento en que el individuo sea elegible para ser liberado se cumplan las siguientes condiciones:

(A) El individuo ha sido condenado de un delito grave o violento, a base de una verificación de antecedentes o documentación proporcionada al oficial de la ley por Inmigración y Aduanas  de los Estados Unidos.

Basándonos en su argumento, lo anterior no es suficiente para garantizar que los criminales violentos se mantengan lejos de nuestras calles. 7 de cada 10 de los 72,000 californianos deportados bajo S-Comm no tienen ninguna condena o tienen solamente delitos menores. No existe una “crisis” o “epidemia” de crímenes violentos en las comunidades migrantes de nuestra región que puedan justificar este radical e indiscriminado “daño colateral.”

Otro motivo de preocupación con S-Comm es su impacto fiscal en nuestra comunidad. California tiene costos desproporcionados asociados con S-Comm y, con los actuales problemas de presupuesto, no deberíamos seguir asumiendo estos cargos. Según las estadísticas federales para el Condado de Ventura, en 2009 los inmigrantes sirvieron 78,376 días en la cárcel con un costo de $126 dólares por persona, alcanzando un total de $9,875,376 dólares solamente para nuestro condado. Sin embargo, el Programa Estatal de Asistencia Penal de Extranjeros del Departamento de Justicia (SCAAP) sólo rembolsó $1,173,128 dólares – solamente el 12% del costo total. Esto es debido a que los re-embolsos de SCAAP sólo son disponibles para delincuentes extranjeros que son condenados. Además, las cifras mencionadas no toman en cuenta los costos tecnológicos asociados con la ejecución del programa.

En su conjunto, S-Comm es un atentado contra la paz en nuestra comunidad y su bienestar, y es una agresión en contra nuestros derechos. Lamentablemente, el gobierno federal no ha demostrado su voluntad en dirigirse a estas preocupaciones por el abuso que se ha llevado a cabo durante tanto tiempo. La Ley Trust Act de CA busca solucionar estos problemas a través de la protección de nuestros derechos garantizados por la constitución, incluyendo: una audiencia justa en la corte, protección contra la discriminación racial y los falsos arrestos, la protección de niños y sobrevivientes de violencia doméstica, el mantenimiento de la transparencia en el gobierno, y el derecho de organismos locales de optar por no participar en el programa. Sin embargo, usando una expresión por uno de nuestros compañeros, sus preocupaciones en contra del Trust Act de CA, “equivalen a rechazar un BMW porque tiene una tuerca defectuosa.”

Asambleísta Williams, usted ha demostrado que apoya legislación progresista—incluyendo
limitaciones para los retenes en Santa Bárbara, apoyo al Dream Act de CA y protecciones para los trabajadores. Mientras que agradecemos su apoyo a nuestras comunidades en estos casos, es nuestra firme voluntad que continúe en este camino. Su apoyo para S-Comm es un asunto de grave importancia ya que podría socavar sus esfuerzos en el pasado por establecer solidaridad con los habitantes más vulnerables de nuestro estado. Sus declaraciones apoyando S-Comm han cruzado una línea roja para nuestra comunidad, pero no es demasiado tarde para deshacer una parte del daño que esto ha causado.

Es de grave importancia, tanto local como nacional, que elija el lado correcto en esta lucha histórica de los derechos civiles. Debemos enviar el mensaje claro de que California ya no tolerará la detención injusta y abusiva (y la deportación) de residentes que respetan la ley. Además de ser una simple cuestión de decencia humana, consideramos el voto a favor de la Ley Trust Act de CA una pequeña prueba de que nuestros representantes elegidos en verdad tienen nuestros mejores intereses en mente. No nos queda más que exigir, en el lenguaje más fuerte y directo posible, que vote “Sí” a la Ley Trust Act de CA cuando llegue a la Asamblea del Estado.

Atentamente,
Colectivo Todo Poder al Pueblo

Advertisements

One thought on “Una carta abierta a Das Williams

  1. Pingback: Organizaciones comunitarias convoca manifestaciones para viernes y sábado – exigen apoyo para la Ley Trust Act de CA (D-35) « Colectivo Todo Poder al Pueblo

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s